¿POR QUÉ Y PARA QUÉ EMPRENDER?
Ahorra tiempo, llega a cada trámite que necesitas hacer con TODA la documentación que requieres.

¿POR QUÉ Y PARA QUÉ EMPRENDER?




A medida que los años pasan todo cambia y los tipos de trabajos no son la excepción, se popularizan los FreeLancer y el trabajo remoto es una constante. Sin embargo, algo que en pleno siglo XXI no cambia es el miedo a emprender. Nosotros los jóvenes al salir al mundo profesional buscamos muchas veces seguridad, garantías, un sueldo fijo, elementos necesarios para empezar, sí, pero no son el único camino ni el mejor.

El salir de la caja y dejar de esperar depender de terceros es un riesgo que no todos se atreven a asumir, pero si vale la pena. No es el camino más fácil ni el más certero, pero te da libertades que quizá nunca imaginaste. El camino quizá sea más duro que el convencional porque de nadie más depende que de ti el que tu realidad cambie. Y es eso, no todos se atreven a tomar su futuro en sus manos.

Aunque sea complejo el emprender trae consigo un sinfín de motivos por qué hacerlo y también muchos beneficios que más personas deberían empezar a considerar.

¿POR QUÉ Y PARA QUÉ EMPRENDER?

Si bien para emprender se debe desarrollar la disciplina, la organización y la innovación estos son 5 beneficios por los cuales se debería reconsiderar esta opción que ya no es el futuro, sino el presente.

1.       Libertad creativa

Al tener algo tuyo quien toma las decisiones creativas y la manera en la cual gestionar la imagen y publicidad del negocio eres tú. Puedes innovar, crear y decidir sin límites.

2.       Tu tiempo, tu decisión

Si de libertades hablamos el poder acomodar tus tiempos acorde a tu disponibilidad para generar equilibrios más viables entre la vida y el trabajo es uno de los motivos principales para emprender. Eres el dueño de tus horas de día y solamente de ti depende hacerlas provechosas para tu negocio.

3.       Autonomía

La autonomía es un beneficio y un elemento que requiere de mucha responsabilidad y disciplina para poder ser un emprendedor. Las libertades que conlleva no vienen sin obligaciones, es decir que de ti depende trabajar duro para consolidar tu sueño en un negocio próspero y rentable en el tiempo.

4.       Satisfacción personal

El tener la valentía de tomar tu futuro en tus manos es motivo suficiente para sentirse orgulloso de uno mismo. No hay fracasos en el emprendimiento, solamente lecciones de las cuales uno aprende para hacerlo mucho mejor la próxima vez. La independencia es invaluable para cualquier persona porque es sinónimo de libertad y responsabilidad de trabajar por lo tuyo.

5.       Estabilidad

Al crear tus propias oportunidades no dependerás del éxito de otros, todo dependerá de ti. Y tu éxito será proporcional al esfuerzo que inviertas en tu emprendimiento, es por eso que si con esfuerzo, disciplina y creatividad diriges tu negocio la estabilidad será un resultado más que seguro.

En Asesórate en Bolivia creemos en los emprendedores y los ayudamos a salir adelante día a día, con apoyo constante y la guía necesaria confiamos en que en las manos de los jóvenes bolivianos se están cultivando las empresas del futuro. 




COMENTA

Servicio Sugerido
Control a la Gestión Interna de Microempresas



Servicio Sugerido
Control a la Gestión Interna de Empresas PyMES